PANAMA QUERERTE 6

30 de junio de 1981

Querida abuela:

Hacia tiempo no te escribia porque he estado demasiado entretenido. Te acuerdas que la ultima vez te habia dicho que ibamos a visitar una iglesia griega que nos quedaba cerca? Pues bien, ese domingo fuimos y alli conocimos a un americano que se hizo amigo de nosotros y nos invito a su casa a conocer a su familia.

Fred es mayor, de pelo canoso y piel rosada. No habla castellano casi. Lo poco que sabe lo aprendio de Gina, su esposa que es de aqui. Ella es mas joven que el, de cabello rubio y caracter agradable y hospitalario. Tienen dos hijos, Mat y Jim. Ellos si hablan castellano e ingles. Viven en la Zona del Canal, pues Fred es militar retirado y alli es donden viven ellos.

Gina es evangelica, Fred no es creyente. Habia ido a esa iglesia de casualidad, a rezar por un hijo suyo de un matrimonio anterior que esta en los Estados Unidos. Dice que yo le recorde a este cuando nos vio sentados a mi y a mi papa en uno de los bancos frente a el. Parece que no estaba pasando un buen momento. Despues que se presento, trato de comunicarse un poco con nosotros y nos mostro fotos de su familia. Mi papa acepto su invitacion con mucha cautela, pero despues que con mi mama llegamos a casa de este y conocimos a Gina, nos relajamos.

Ademas de evangelica, ella es admiradora de un predicador del que ya habiamos oido hablar llamado Billy Graham. Tambien, del Presidente americano Jimmy Carter. En su comedor, entre las fotos familiares, hay una grande con Jimmy Carter firmando el tratado del Canal de Panama con el Presidente Omar Torrijos. Despues de conversar un rato con mi mama, mientras nosotros tratabamos de entendernos con Fred a traves de sus hijos que nos servian de interpretes, Gina nos invito a cenar y le dio los ultimos toques a un arroz “con gallina”, como le dicen aqui (en lugar de arroz con pollo), y a una ensalada tipica de Panama de papa y remolacha que nos resulto deliciosa.

Su casa es de dos plantas, garaje, cuatro cuartos…un patio de verde grama, apacible y extenso desde donde se puede ver en la distancia las demas casi identicas casas, la abundante vegetacion de esta area, una cancha de basketbol y otra de tennis.

Despues de varias horas, me invitaron a quedarme una semana con ellos, si mis padres me dejaban. Los muchachos estaban de vacaciones escolares y me aseguraron que la ibamos a pasar bien. Como te debes imaginar, mi papa me “leyo la cartilla” y me advirtio en privado que tuviera los ojos bien abiertos a cualquier cosa fuera de orden porque Fred era veterano de guerra y se sabia que muchos de ellos regresaban traumatizados y les daban crisis violentas.

Asi fue, como creo, he pasado las mejores vacaciones que haya tenido. Te cuento que Mat es menor que yo, un poco demandante, hiperactivo y hablador, Su hermano Tim es todo lo contrario. Es mayor que nosotros, no habla mucho y aunque amigable, mantiene cierta distancia. No se por que.

En el cuarto donde dormimos hay tres camas literas (camarotes, como dicen aca). Una para cada uno. Por las noches, antes de poder rendirnos del cansancio diario, nos poniamos a hacer chistes e imitar los anuncios comerciales que veiamos por television. A veces las carcajadas eran tan fuertes que Gina tenia que llamarnos la atencion para que los dejaramos dormir. Despues, en el silencio de la noche, se podian oir unos sonidos como silbidos ululantes que recordaban a sirenas lejanas de policias. Dice Mat que son las ranas. Al dia siguiente, a traves de la ventana que daba al verde patio, se podian escuchar los trinos de aves autoctonas de la zona que yo nunca habia escuchado antes.

Tienen un tocadiscos en el cuarto. Tienen el primer Long Play de Los Beatles en Inglaterra, ademas el ultimo disco de Abba, Paul Anka y otros que tu no conoces. Despues de desayunar al estilo americano, nada de cafe con leche ni pan con mantequilla como lo haciamos religiosamente nosotros, sino que comiamos cereal de colores con leche, jugo de naranja, tostadas con mantequilla de mani y jalea de fresa o uva… saliamos desaforados al patio a jugar basket, tennis, frisbee y luego a montar bicicleta por el desolado barrio. Parece una ciudad fantasma, alli no se ven a los vecinos.

Al mediodia, regresabamos empapados en sudor, sedientos y hambrientos. Gina nos preparaba hamburguesas con pan o hot dogs y papas. Luego, nos ibamos a la sala, a reclinarnos en el sofa a ver la tv a colores. Abuela, tienen un televisor Sony Trinitron que uno se queda extasiado viendo los hermosos colores de los anuncios, peliculas y demas. En la noche, vimos unos programas muy buenos. Los que mas me gustaron: Lo Mejor del Boxeo, Hombres de Blanco, Quincy, Calles de San Francisco, La Mujer Policia, Magnum. Si mi abuelo pudiera ver Lo Mejor Del Boxeo. Este programa presenta las mejores peleas recientes y ademas las historicas. Es narrada por un experto llamado Tapia, de apellido, que como el, yo nunca habia oido narrar una pelea de boxeo asi. Si algun dia pudieran ver a Roberto “Manos de Piedra” Duran y sus peleas con Sugar Ray Leonard o las peleas clasicas de Muhammad Ali

Bueno, para no cansarte y terminar: fuimos a una piscina, vimos dos peliculas en el cine (una de Jackie Chan, el mejor despues de Bruce Lee. Lo conocen alla?), dimos hasta un paseo en tren a traves de la selva. En fin, las semanas volaron. Mis padres me echaron de menos y yo a ellos, a pesar de las cosas de siempre. Ahora estoy de vuelta en el apartamento y espero que nuestros amigos nos vengan a visitar pronto.

Te mando un beso y un fuerte abrazo. Saludos a abuelo, mis tios, Dulci, y a todos los que se acuerden de mi.

Papon.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s